Por qué los libros para colorear se han vuelto best sellers entre adultos

Los libros para colorear ya no son cosa de chicos, promueven la actividad, la relajación y el bienestar.

Por qué los libros para colorear se han vuelto best sellers entre adultos

Desde unos meses para acá, los libros para colorear se colocaron en los primeros lugares de la lista de más vendidos de Amazon. También han proliferado los sitios de Facebook dedicados a coloristas adultos, clubs para colorear y sitios motivacionales que promueven esta actividad como una fuente de relajación y bienestar. ¿Por qué? Porque los adultos, a diferencia de los niños, solo necesitaban una razón para sentarse a colorear, y recién se les ha dado.

Los libros más vendidos para colorear son los que ofrecen patrones que promueven estados de atención plena (mindfulness), o que presuntamente ayudan a reducir el estrés. Y por lo que a Jung refiere, están en lo correcto: dibujar y colorear figuras como mandalas es una poderosa herramienta de sanación. Pero además de la relajación y la lucidez, lo que estos libros promueven es regresar a lo análogo, a un estado mental más sencillo y por lo tanto más sano, que todos alguna vez gozamos en la infancia.

“Vender el  ángulo antiestrés le permite a la gente disfrutar algo que habrían pensado que era infantil”, le dice una publicista a The Guardian. Estos libros, que por cierto son realmente estéticos, pueden actuar como un botón de reset para adultos que se mueven muy rápido de una decisión a otra o que tratan de hacer varias tareas a la vez. La moción repetitiva de colorear puede ser tan catártica como meditativa: “Estás dando a tu cerebro un poco de espacio y algo en qué concentrarse que es meditativo, contenedor”, dice Quartz.

Si te gustó esta nota, te recomendamos:

Dime como duermes y te diré como eres...
9 pequeños cambios en tu vida que mejorarán tu salud.